Buscar agua subterránea en Lorca (Murcia)

En este artículo veremos un ejemplo muy bonito de cómo los métodos de prospección pueden ayudar a la captación de aguas subterráneas cuando parece que ya no hay solución

Ejemplo de estudio realizado en Lorca (Murcia)

Os ponemos en antecedentes: nuestro cliente había realizado, antes de nosotros realizar el estudio, dos sondeos para buscar agua subterránea:

  • El sondeo nº1 de 200 m de profundidad, sin agua ninguna.
  • El sondeo nº2 de 180 m de profundidad, con muchísima agua, pero de una altísima conductividad, es decir una calidad malísima e inservible para cualquier tipo uso. En este segundo pozo el mazazo fue terrible, pues ver tanta agua y posteriormente observar que no vale para nada la misma, es bastante traumático.

De esto, ya hablamos en otro artículo anterior.

Buscar agua subterránea en Lorca

Tras estudiar geológicamente la finca, decimos que el método de Sondeos Electromagnéticos en el Dominio del Tiempo (SEDT) era el más adecuado para el estudio.  Se realizaron una serie de SEDTs para construir una sección geoléctrica —obtener una rebanada del subsuelo— que mostramos a continuación con su interpretación.

buscar-agua-subterranea-lorca-1
Sección geoeléctrica

Nuestra sorpresa al ver la sección fue ver la existencia de una gran falla en la finca de estudio y nos permitió determinar lo sucedido en los dos sondeos anteriores:

  • El sondeo nº 1 de 200 m de profundidad, sin agua ninguna. La perforación se realizació al NW de la falla donde existe un predominio arcilloso y, por lo tanto, no es recomendable la perforación por la alta impermeabilidad de estos materiales. ¡Error!
  • El sondeo nº 2 de 180 m de profundidad, con muchísima agua, pero de baja calidad. Con lo difícil que es… pero se perforó justamente en la falla donde se recogen flujo de grandes profundidades y con una alta concentración de sales. ¡Error!

Tras esto, lo único que le quedaba a nuestro cliente era perforar al SE de la falla, donde le recomendamos a pesar que los materiales no eran lo más idóneos, pero algo de agua y de una calidad aceptable podría obtener. ¡Y así fue!

Otro cliente feliz con agua subterránea y nosotros tanto como él por haber podido ayudar. La pena de todo esto es que no realizara el estudio previamente, y tuviera que gastarse previamente un dineral en dos pozos que le generaron una gran frustración. Por suerte el final fue feliz y ya puede dar de beber al ganado, sin andar con cubas de un lado para otro.